Perashat Tetsavé

(Éxodo 27:20 – 30:10)

Al terminar de establecer la forma de hacer los utensilios del Mishkán, Hashem le ordena a Moshé tomar aceite de oliva puro, para encender la Menorá.

También le ordena elaborar las vestimentas especiales para los Cohanim (Sacerdotes) como para el Cohén Gadol (Sumo Sacerdote), las cuales eran para los primeros, unos pantalones de lino blanco (Mijnasaim), un cinturón de color (Avnet), un turbante de lino blanco (Migbaat / Mitsnefet) y una túnica (Ketonet), y el Cohén Gadol aumentaba el Pectoral (Joshen Mishpat), un delantal multicolor (Efod), una túnica de lana azul (Meil) y el Tsits.

Se le ordena a Moshé el realizar una ceremonia durante siete días en la cual consagraría a Aharón y a sus hijos como Cohanim, en los cuales se traían ofrendas, vestía a éstos con los Bigdé Kehuná (Vestimentas de los Cohanim) y los ungía.

Al finalizar la Perashá se ordena la construcción del Mizbeaj (altar) de oro, el cual era diseñado para ofrendar el incienso.

Perashat Ki Tisá

(Éxodo 30:11 – 34:35)

Hashem le ordena a Moshé, el contar a Bené Israel por medio de una donación de medio Shekel y no por conteo normal, para que no les caiga el Ain Hará (Mal de ojo).

Se le ordena a Moshé hacer el Kiyor, el cual es un lavabo de cobre con el que los Cohanim se lavaban las manos y los pies en el Mishkán, también se le ordena hacer un aceite para ungir al Mishkán, sus utensilios, Aharón y sus hijos y la fórmula del Ketoret (incienso) que se acercaba diario en el Mishkán.

Se designa a Betsalel hijo de Urí hijo de Jur de la tribu de Yehudá y a Aholiab hijo de Ajisamaj de la tribu de Dan como los encargados de la construcción del Mishkán y el pueblo de Israel es ordenado de cuidar al Shabat, aún para la construcción del Mishkán no era permitido profanarlo.

Al entregarle Hashem a Moshé las tablas de la Ley, el pueblo se desesperó por la demora de Moshé por lo que pensaron que había muerto, desesperadamente le piden a Aharón que les haga un ídolo con la intención que los guíe en el desierto, Aharón los trata de calmar pero éstos no aceptan, les pide que le traigan oro para el ídolo y se crea un becerro de oro.

Hashem le dice a Moshé que descienda hacia el pueblo con el apremio de destruir a todo el pueblo, Moshé desciende, destruye el becerro con las tablas de la ley y sube al monte de Sinaí para rezar por el pueblo de Israel.

Al bajar Moshé del monte, establece su campaña fuera del campamento del pueblo y Hashem se le presenta, Moshé le pide a Hashem que le explique Su manera de conducir el mundo, y Hashem le explica en parte.

Moshé escoge las piedras para las segundas tablas y Hashem le enseña los trece atributos de La Misericordia Divina.

Se prohíben la idolatría, los matrimonios mixtos, la combinación de leche y carne, se ordenan las leyes relativas al primogénito, de los primeros frutos y de las tres festividades (Pésaj, Shabuot y Sucot).

Termina la Perashá aludiendo que al descender Moshé con las segundas tablas su semblante irradia luz a causa de su encuentro con Hashem.